Medios de comunicación manipulan violentos hechos suscitados en Venezuela para sostener campaña golpista

Desde horas de la tarde de este miércoles los principales medios privados del país, secundados por los principales diarios latinoamericanos al servicio de la derecha, manipulan algunos hechos violentos suscitados al margen de las manifestaciones desarrolladas por la oposición en diversos puntos del país, para asegurar -en contra de las versiones oficiales- que éstos sucesos son consecuencia de una supuesta represión estatal a los manifestantes.

Para generar una línea informativa que proyecte un falso escenario de caos y violencia estatal en el país, los medios privados han manipulado con especial ahínco el asesinato de dos venezolanos durante este 19 de abril.

Carlos Moreno, que recibió un disparo en San Bernadino, Distrito Capital, y Paola Ramírez, fallecida por herida de bala en el estado Táchira, fueron víctimas de la violencia en circunstancias similares; cuando se encontraban cerca de alguna de las muchas concentraciones convocadas por la llamada Mesa de la Unidad (MUD) para este día, sin participar en ellas.

Aunque las investigaciones desarrolladas por los organismos de seguridad e inteligencia del Estado confirman que Ramírez, herida por un militante del partido de extrema derecha Vente Venezuela, y Moreno, baleado presuntamente en un hecho delictivo, fueron asesinados sin formar parte de las movilizaciones, los medios insisten en manipular estos casos y presentarlos como manifestantes caídos producto de una supuesta represión de las fuerzas de seguridad.

Bajo la misma línea operan los grandes medios de países latinoamericanos, como La Nación de Argentina, que abrió su edición de este jueves con una foto de la concentración opositora mientras era disuelta por la Guardia Nacional Bolivariana (GNB), sin aclarar que esto se debía a que los dirigentes de la derecha querían desviar a la multitud hacia el centro de Caracas, donde se desarrollaba otra multitudinaria movilización de la militancia revolucionaria.

El diario argentino asegura que, producto de la “represión” de las fuerzas de seguridad retratada, dos venezolanos resultaron asesinados, cuando los casos de muerte ocurrieron en lugares diferentes y bajo circunstancias totalmente diferentes a la presentada.

(Con información de AVN)

Tomado de CubaDebate